No quiero llamarlo "taller"

No me gusta ese término para lo que estoy preparando porque no vamos a reparar o tunear un coche precisamente. Aunque sí que tiene que ver con practicar el uso de ciertas "herramientas". Hablamos de "grupo", hablamos de compartir, ver, disfrutar, observar. Sí, vamos a hacer fotos, pero mucho más que eso vamos a contemplar y a expresar.


No quiero "impartir" unas clases de técnica fotográfica, no quiero hablar de la vida de los grandes fotógrafos, no quiero enseñar a utilizar la cámara... explicar ese tipo de cosas me aburre soberanamente y además ya existen multitud de cursos con formadores excelentes al frente para hablar de ello.





Quiero que nos ayudemos a entrar en nosotros para ver qué nos hace sentir una fotografía. Por qué hacemos fotos. Qué hay detrás de esa imagen que nos atrapa. Y quiero hacerlo desde una verdadera experiencia, no desde la teoría. No habrá power points (los odio, por cierto). No habrá largas disertaciones al respecto. No se trata de aprender a "juzgar" una imagen sino a descubrirnos en ella. Sí, "descubrirnos", porque lo sepamos o no, todo lo que hacemos en nuestra vida en realidad está hablando de nosotros mismos y lo que percibimos del mundo también.


Va a ser diferente, va a ser ilusionante y nos ayudará a abrir los ojos, a olvidar las ocupaciones o problemas que tenemos en la mente a cada minuto y de los que no nos permitimos ni descansar un rato.


No harán falta especiales habilidades fotográficas, ni si quiera el único objetivo será la fotografía, o mejorar nuestras fotos. Simplemente voy a utilizar la fotografía y el arte como una herramienta para llegar a nosotros y los demás.


Falta menos, hay ganas...

6 vistas